Untitled Document

PERDIDA TEMPRANA DE DIENTES TEMPORALES EN NIÑOS DE 0 A 8 AÑOS DE EDAD

PREMATURE LOSS OF PRIMARY TEETH IN CHILDREN OF 0 TO 8 YEARS

 

Karla Susana Chacón Cobos: Odontóloga, Universidad Antonio Nariño.

John Jairo Correa Roa: Odontólogo, Universidad Antonio Nariño.

Dina Marcela Navarro Corredor: Odontóloga, Universidad Antonio Nariño.

Víctor Gordillo Schmidt: Odontólogo, Colegio Odontológico Colombiano, Odontólogo Pediatra y Ortopedista Maxilar, Universidad Antonio Nariño, Docente Facultad de Odontología Universidad Antonio Nariño y Universidad Cooperativa de Colombia. Asesor Científico.

Liliana Carolina Báez Quintero: Odontóloga, Universidad Nacional de Colombia. Magister en Salud Pública, Universidad Nacional de Colombia. Docente Facultad de Odontología Universidad Antonio Nariño y Universidad Cooperativa de Colombia. Asesora Metodológica.

 

Recibido 115 de Marzo 2014/Enviado para modificación 20 de Abril 2014/Aceptado 27 de Abril 2014

 

RESUMEN

Objetivo. Establecer la pérdida prematura de dientes temporales en niños que acuden a las clínicas de Odontopediatría de la Universidad Antonio Nariño. Métodos. Estudio descriptivo de corte transversal, en 125 historias clínicas historias de pacientes que asistieron por primera vez a consulta durante el año 2011, con edades comprendidas entre 0 y 8 años y que tuvieran copia del documento de identidad del paciente, esto con el fin de poder establecer la edad en años y meses cumplidos.  Las variables evaluadas fueron edad, género, tipo de dentición, estrato socioeconómico y diente temporal perdido. Se calculó el error interoperador con el índice de concordancia Kappa (0,934-0,808). Para la normalidad de los datos se aplicó la prueba de Kolmogorv Smirnov; con el fin de establecer si había diferencia estadísticamente significativa se aplicó la prueba  de Kruskal Wallis y se aplicó la prueba chi-cuadrado de pearson para establecer si las variables eran independientes. El valor de significancia usado fue del 5%. Resultados. El 43% de los niños presentaron pérdida prematura de dientes temporales, de los cuales el 51,8% pertenecían al género masculino.  El 30% de los niños presentaron pérdida de un sólo diente, el 20% dos o tres dientes y el 15% cuatro dientes. Se encontró una relación entre género y pérdida prematura (p<0.05). Conclusiones. Los dientes que se pierden con mayor frecuencia son los anteriores superiores. La pérdida prematura de dientes temporales es una afección que se presenta frecuentemente en los niños que acuden a las clínicas de Odontopediatría Universidad Antonio Nariño.

Palabras clave: Pérdida de Diente; Dentición Primaria; Erupción Dental 

 

ABSTRACT

Objetive. To establish the premature loss of deciduous teeth in infant patients at the Universidad Antonio Nariño's Odontopediatric clinic, Circunvalar headquarter, in 2011. Methods. A descriptive cross-sectional study was made, the sample consisted of 125 patients' records who went to the clinic for the first time in 2011, with ages going from 0 to 8 years old and who's identification document had been attached to their clinical records. This in order to establish the age in years and months. The variables evaluated were: age, gender, teething type, social economical background and deciduous tooth lost. The interobserver error was calculated with the Kappa concordance index (0.934-0.808). In order to establish the normality of the data, the Kolmogorv Smirnov test was used; to determine if there was a significant difference, the nonparametric Kruskal Wallis test was used; and the Pearson's chi-squared test was used in order to establish if the variables were independent. The statistical significance used was 95%. Results. 43% of the children presented premature loss of deciduous teeth, of which 48.1% were female and 51,8% were male. 30% of the children had lost just one tooth, 20% two or three teeth and 15% of them four teeth. A relation between gender and premature loss of deciduous teeth was found (p<0.05). Conclusions. The teeth that are frequently lost are the upper anterior teeth. The premature loss of deciduous teeth is a condition often found among the infant patients at the Universidad Antonio Nariño's Odontopediatric clinic.

Key Words:
Tooth loss; deciduous dentition; tooth eruption. 



INTRODUCCIÓN


La primera dentición que se establece en la cavidad oral recibe entre otros  los nombres   de temporal, decidua  o primaria. Estos dientes  hacen su aparición entre los 6 y 7 meses de edad, completando el proceso entre 28 y  29  meses.  Una de las funciones de ésta dentición es la  de preservar  los espacios necesarios para la correcta  erupción de  los dientes permanentes,  proceso con el cual se configura el  recambio dental y que se inicia en promedio  hacia los 6 años de edad (1,2).  
La pérdida temprana de un diente temporal  puede también  ocasionar  dificultad en el desarrollo adecuado  de la masticación,  alterar  la cronología  y  la secuencia de erupción de la dentición permanente,  incidir en el establecimiento de  hábitos bucales perjudiciales, producir trastornos en la  fonación  y disminuir  el perímetro del arco dental temporal  favoreciendo  la aparición de maloclusiones produciendo inclinación y migración de los dientes adyacentes, disminución del espacio para el sucesor permanente, malposiciones dentarias, apiñamientos, diastemas, impactaciones  de los dientes permanentes y  desviación de la línea media dental, generando asimetrías faciales (3,4,5,6,).
Entre las causas más comúnmente asociadas a la   pérdida prematura de dientes temporales se encuentran: la caries dental no tratada (desarrollándose infecciones odontogénicas), la erupción precoz de los sucesores permanentes, los traumatismos dentoalveolares y las iatrogenias (7,8, 9).

Martínez Narlinda et al., en el año 2003, estudiaron 480 niños de la ciudad de Holguín (Cuba), investigaron  la frecuencia de pérdida prematura de dientes temporales, la distribución  de acuerdo a los  dientes afectados  y la  presencia de maloclusiones. Encontraron que el 18,54% de los niños presentaron pérdida prematura del primer molar temporal, siendo éste, el diente más afectado y casi la mitad de éstos niños, presentaban algún tipo de maloclusión asociada a ésta, también referenciado por Northway et al en 1984 (10, 11).
Casafont Andrés, et al., en el año 2005, evaluaron el efecto sobre la articulación de fonemas causada por la pérdida prematura de incisivos maxilares temporales. La muestra estaba compuesta por 26 niños con pérdida prematura y 26 niños con exfoliación normal de sus incisivos. Concluyeron que en la producción de sonidos sibilantes y fricativos era donde se observaba la mayor  dificultad para ambos grupos  y en donde predominaron los  problemas para articular palabras fue en  el grupo con  pérdida prematura (12).


Ortiz M, et al., estudiaron la pérdida prematura de dientes primarios en pacientes de 5 a 8 años de edad que asistieron a la Clínica de Odontopediatría de la Universidad Gran Mariscal de Ayacucho (Venezuela), durante  el período correspondiente a los años 2004-2005. En esta población, al 42,9% de pacientes les habían practicado exodoncias de dientes temporales, la causa principal fue la caries dental. Los molares primarios fueron los dientes extraídos con mayor frecuencia (13).
De acuerdo a lo descrito, la pérdida temprana de uno o varios dientes temporales genera diversidad de complicaciones que redundan no sólo en la erupción de la dentición permanente, sino que afecta a nivel estomatológico, el desarrollo de funciones como son la fonación, la deglución, la masticación entre otras (14, 15).

El objetivo de la investigación propuesta fue establecer la pérdida prematura de dientes temporales en niños que acudieron a las clínicas de Odontopediatría de la Universidad Antonio Nariño, sede Bogotá, durante el año 2011.


MATERIALES Y MÉTODOS


Se realizó un estudio descriptivo de corte transversal, donde se evaluaron 550 historias clínicas de pacientes atendidos en las clínicas de niños de la Universidad Antonio Nariño, de la ciudad de Bogotá, durante el año 2011. Se evaluaron las 300 historias clínicas de los pacientes atendidos durante este año, de las cuales 125 cumplieron con los siguientes criterios de inclusión: historias clínicas de pacientes que asistieron por primera vez durante este año con edades comprendidas entre 0 y 8 años y que tuvieran copia del documento de identidad del paciente, esto con el fin de poder establecer la edad en años y meses cumplidos. Se excluyeron aquellas historias clínicas que presentaron problemas con el documento de identidad, que no estuvieran aprobadas por el docente, diligenciadas en forma incompleta y/o ilegible. Las variables evaluadas fueron género, edad, estrato socio-económico,  diente temporal perdido y tipo de dentición.

Para la identificación de los dientes en la presente investigación se usó el sistema de clasificación De Walter Drum o FDI- Federación Dental Internacional creada en 1971, que consiste en la utilización de dos números arábigos de dos dígitos, el primero designa el cuadrante numerando estos en dirección al movimiento de las manecillas del reloj, el segundo digito corresponde al número del diente, el cual se asigna partiendo de la línea media hacia distal. En el caso de la dentición temporal se asigna el número 5 para el cuadrante superior derecho, el 6 para el cuadrante superior izquierdo, el 7 para el cuadrante inferior izquierdo y el 8 para el cuadrante inferior derecho. El autor de este sistema fue el alemán Jochen Viohl  (16)

Se calculó el error interoperador para la medición de las variables con el índice de concordancia Kappa, que arrojó resultados que oscilaban entre 0,8 y 0,9 en los tres operadores.  Para la recolección de información se obtuvo el permiso del comité de Historias Clínicas, donde el grupo investigador se comprometió a velar por la integridad de los documentos.
 
El procesamiento de la información se realizó con el paquete estadístico SPSS Ver 15.0. En el análisis estadístico de la información se sacaron tablas de distribución de frecuencias de cada una de las variables, los datos no fueron extrapolados. Para determinar si había diferencia estadísticamente significativa entre el número de dientes perdidos prematuramente entre los hombres y las mujeres se aplicó la prueba estadística no paramétrica  de Kruskal Wallis; la cual no requiere que la  variable tenga una distribución normal, en razón a que al aplicar la prueba de Kolmogorv Smirnov se encontró que la variable no tenía distribución normal.


RESULTADOS


Se evaluaron 550 historias clínicas de las cuales se excluyeron 120 porque pertenecían al grupo de pacientes atendidos en las clínicas por las cuales rotaban  los investigadores, 107 presentaban problemas con el documento de identidad, 130 pertenecientes a niños mayores de 8 años, 47 presentaban  un año de apertura diferente al 2011, 16 no cumplieron con el trámite de aprobación  y 5 presentaron diligenciamiento incompleto  y/o ilegibles. Finalmente la muestra estuvo  constituida por 125 historias clínica que cumplieron con los criterios de inclusión. De acuerdo a la procedencia de la muestra el 92% de los niños pertenecían al departamento de Cundinamarca, el 8% restante a los departamentos de Bolívar, Tolima, Meta, Caldas, Antioquia, Valle del Cauca, Santander, Magdalena y Quindío.

El 43,2% de los niños presentaron perdida prematura de dientes temporales; entre los niños que presentaron pérdida prematura de dientes el 30% de los niños presentaron perdida de un sólo diente, el 20% dos o tres dientes y el 15% cuatro dientes. El 9% perdió más de cinco dientes. Como se observa en la tabla 1, el diente que presenta mayor frecuencia de pérdida prematura es el 61, seguido del 51 y 52 con la misma frecuencia de pérdida y en orden descendente los dientes  62 y 64. Los dientes que no presentan pérdida prematura son el 53 y 73.

Tabla 1. Frecuencia de pérdida prematura de dientes temporales

Fuente: diseño y calculo: los autores

La variable edad se agrupo de acuerdo a rangos donde el mayor número de historias pertenecía a niños y niñas entre 4 a 4,99 años (21,6%), seguido de  7 a 7,99 (19,2%) y  de 5 a 5,99 años (17,6%).  El  rango de edad donde se presentó mayor pérdida prematura de dientes fue de 7 a 7,99 años (24%), seguido de 6 a 6,99 (20%) y 5 a 5,99 (19%). Como se observa en la gráfica 1,  se puede establecer que a mayor edad mayor pérdida prematura de dientes temporales.

Gráfica 1. Distribución de la pérdida prematura con respecto a la edad

Fuente: Calculo y diseño: Los autores

En promedio, en la población estudiada se pierde prematuramente 1,22 dientes +  1,85. Los  rangos de edad donde se pierde el mayor número de dientes son de 2 a 2,99 años  (2 ±1,91) y de 6 a 6,99 años  (2 ± 2,73). Según la distribución por género  el 49,6%  correspondían a historias clínicas de   niñas y el 50,4% de niños. El 43% de los niños presentaron pérdida prematura de dientes temporales, de los cuales el 48,1% pertenecían al género femenino y  51,8% al masculino, lo cual determina que la perdida prematura afecta más al género masculino que femenino. Al comparar el número de dientes perdidos prematuramente entre los hombres y las mujeres, no se encontró diferencias estadísticamente significativas (p>0.05).
La mayor parte de la muestra se encuentra clasificada en el estrato socioeconómico bajo (71,2%), seguido de estrato socioeconómico medio  (24,0%). El 4,8% se encuentra sin reporte de datos.

Relacionando la variable estrato y diente temporal perdido se encontró: 42 (47,2%) de los 89 niños pertenecientes al estrato bajo presentaron perdida prematura, 9 (30%) niños de 30 pertenecientes al estrato Medio perdieron dientes prematuramente, de los 6 niños que no presentan reporte de estrato socioeconómico en la historia clínica 3 (50%)  presentaron perdida prematura (p=0,1).
De acuerdo al tipo de dentición el 34% presentó dentición mixta y el 66% presentó dentición decidua. De las 125 historias clínicas evaluadas: 82 historias clínicas pertenecían a niños con dentición decidua, de los cuales 28 (34,5%) perdieron dientes temporales y de los 43 niños que tenían dentición mixta  26 (60,4%) presentaron perdida prematura (p=0,005).

 

DISCUSIÓN

De acuerdo al diente temporal perdido prematuramente  se encuentran diversos resultados, Hernández  J. et al., 2010 (17), encontraron  que el diente temporal más extraído prematuramente fue el canino superior derecho. Ahamed S. et al. (18),  describen que el segmento posterior es el más afectado siendo el primer molar temporal inferior derecho el diente con mayor frecuencia de  pérdida temprana. Chávez et al., (19), estudiaron la perdida prematura de molares temporales y  determinaron que el molar más afectado fue el primer molar inferior izquierdo. Ricardo et al., (20) describe que el grupo dentario más afectado es el segmento posterior mencionando que el segundo molar temporal seguido del primer molar temporal fueron los dientes con mayor pérdida prematura. Sánchez C. et al (5), describe que los dientes temporales con mayor pérdida temprana es el primer molar, resultado que comparte  con Martínez et al., (10), contrario a los resultados del presente estudio donde los dientes temporales más perdidos prematuramente son los del segmento anterior superior.
Relacionando la perdida prematura con la edad, García et al., (1)encontró que el grupo de niños de 5 años fue el más afectado; Hernández J.et al., (17) en 2010 reportó el rango de edad fue de 7-10 años, donde los mayores casos de pérdida prematura de dientes temporales se presentan a los 8 años y Martínez et al. (10), determinó el rango de 9-10 años como el más afectado. Resultados que se acercan a los hallazgos obtenidos por el presente estudio, donde el rango de edad que resulto más afectado por la pérdida prematura de los dientes temporales fue el de 7-7,99 años, esto puede ser debido a que a esta edad los dientes han permanecido mayor tiempo en la cavidad bucal expuestos a los factores de riesgo de caries dental. 
Relacionando la perdida prematura con la edad, García M. et al., (1) encontraron  que el grupo de niños de 5 años fue el más afectado; Hernández J. et al., 2010 (17), reportaron que en  el rango de edad  de 7-10 años,  los mayores casos de pérdida prematura de dientes temporales se presentan a los 8 años y Martínez N. et al (10), determinaron  el rango de 9-10 años como el más afectado,resultados que se acercan a los obtenidos en el estudio desarrollado en la Universidad Antonio Nariño en donde el rango de edad que resultó más afectado por la pérdida prematura de los dientes temporales fue el de 7-7,99 años, esto puede ser debido a que a esta edad los dientes han permanecido mayor tiempo en la cavidad bucal expuestos a los factores de riesgo de caries dental. 

En cuanto a la relación del sexo con la pérdida prematura de los dientes temporales García M, et al., (1) y Sánchez C. et al., (5) describen que el más afectado por la pérdida prematura de dientes temporales es el masculino, resultados que se relacionan con los obtenidos en esta investigación.

Se recomienda implementar  en las clínicas de Odontopediatría un modelo de   atención integral, teniendo en cuenta los grupos de niños más vulnerables y con mayor riesgo de sufrir pérdida prematura de dientes temporales. Además, promover programas de salud oral específicos que pretendan concientizar a la población sobre la importancia del cuidado adecuado de la dentición temporal.


Conclusiones

No se encontró una relación estadísticamente significativa entre género y número de dientes pérdida prematura de dientes temporales, donde el género masculino presenta el mayor número de casos. En esta población se da una relación proporcional de a mayor edad, mayor número de dientes perdidos prematuramente. El diente temporal con mayor frecuencia de pérdida prematura fue el diente 61 seguido por los dientes 51 y 52, por lo que en esta población el segmento más afectado es el anterior superior.


REFERENCIAS

  1. García M, Amaya B, Barrios Z. Perdida prematura de dientes Primarios y su relación con la Edad, Sexo en Pre-escolares. 2007; Red Od. Los Andes. 2007; 2 (2):12-16.
  2. Vellini Ferreira, Flávio. Ortodoncia, Diagnóstico y Planificación Clínica. Primera Edición. São Paulo: Editora Artes Medicas. 2002.
  3. Keonfeld SM. Effects of premature loss of primary teeth and sequence of eruption of permanent teeth on malocclusion. J Dent Child 1953;20:2-13.
  4. Colisti UP, Cohen MM, Fales MH. Correlation between malocclusion oral habits and socioeconomic level of preschoolchildren. J Dent Res 1960;39:450-4.
  5. Sánchez C, Moreno A, Álvarez A,  Orozco L, Velázquez L, Moreno Adriana. Principales causas de pérdida prematura de dientes temporales en pacientes de 3 a 10 años. En la Clínica Universitaria de atención a la salud (CUAS), Benito Juárez de la FES-Zaragoza UNAM. Odont Act. 2012; 9(110):42-50.
  6. Yai-tin Lin1, Wen-Hsien Lin2 & Yng-tzer j. Lin3 twelve-month space changes after premature loss of a primary maxillary first molar international journal of paediatric dentistry 2011; 21: 161–166.
  7. Ahamed S,  Reddy VN, Krishnakumar R, Mohan MG, Sugumaran DK, Rao AP. Prevalence of early loss of primary teeth in 5-10-year-old school children in Chidambaram town. Contemp Clin Dent. 2012; 3(1):27-30. DOI: 10.4103/0976-237X.94542.
  8. Hoffding J, Kisling E. Premature loss of the primary teeth: part I, its overall effect on occlusion and space in the permanent dentition. J Dent Child 1978; 45: 279–283.
  9. Hoffding J, Kisling E. Premature loss of primary teeth: part II, the specific effects on occlusion and space in the permanent dentition. J Dent Child 1978; 45: 284–287.
  10. Martínez N, Gutiérrez M, Ochoa M, Díaz J. Perdida prematura de dientes temporales y maloclusión en escolares. Policlínica “Pedro Díaz Coello”, 2003. Correo Científico Médico de Holguín 2005; 9(3). Disponible en: http://www.cocmed.sld.cu/no93/n93ori4.htm.
  11. Northway WM, Wainright RL, Demirjian A. Effect of premature loss deciduous molars. Angle Orthod 1984;54: 295–329.
  12. Casafont A, Chan L, Brenes A. Rehabilitación protésica en paciente pediátricos caso reporte. Odontos Publicación Científica Facultad de Odontología - UCR. 2005; 7: 57-60.
  13. Ortiz M, Godoy S, Farias M, Mata M. Perdida prematura de dientes temporales en pacientes de 5 a 8 años de edad asistidos en la clínica de Odontopediatría de la Universidad Gran Mariscal de Ayacucho, 2004-2005. Revista Latinoamericana de Ortodoncia y Odontopediatría. 2009; Edición electrónica Agosto 2009. Disponible en: http://www.ortodoncia.ws/publicaciones/2009/art17.asp
  14. Padma Kumari B.A, Retnakumari N.B Loss of space and changes in the dental arch after premature loss of the lower primary molar: A longitudinal study. J Indian Soc Pedod Prev Dent Jun 2006; 24 (2):90-96.
  15. Peck S, Peck L. A time for change of tooth numbering systems. J Dent Educ. 1993; 57(8):643-7.
  16.  Turp JC. AltKW. Designating teeth: the advantages of FDI’s two-digit system. Quintessence Int. 1995: 26(7):501-4.
  17. Hernández J, Montiel L, Velásquez J, Alcedo C, Djurisic A, Quirós O, Molero L, Tedaldi J. Influencia de la pérdida prematura de dientes primarios por caries dental, como causa de maloclusiones  en los pacientes de 7 a 10 años que acuden al servicio de odontología del centro de atención integral de salud “Francisco de Miranda”. Revista Latinoamericana de Ortodoncia y Odontopediatría. 2010; Edición electrónica Septiembre 2010;  Disponible: http://www.ortodoncia.ws/publicaciones/2010/art22.asp
  18. Ahamed S,  Reddy VN, Krishnakumar R, Mohan MG, Sugumaran DK, Rao AP. Prevalence of early loss of primary teeth in 5-10-year-old school children in Chidambaram town. Contemp Clin Dent. 2012; 3(1):27-30. DOI: 10.4103/0976-237X.94542.
  19. Chaves M.  Prevalencia de la pérdida prematura de molares temporales y su relación con algunos factores de riesgo en niños y niñas preescolares del Cantón de Montes de Oca. Odontos. Publicación Científica Facultad de Odontología UCR; 2010: 12. ISSN Electrónico: 2215-3411. Disponible en: http://revistas.ucr.ac.cr/index.php/Odontos/article/view/4779
  20. Ricardo M. Riesgos asociados a la pérdida de la longitud del arco dentario en la dentición mixta temprana. Medisan 2010; 14(1): 30-35.